Deportes Noticias

El CP Villarrobledo aboga por la suspensión de la competición en Segunda División B

El Club Polideportivo Villarrobledo, como cualquier club de fútbol, está muy pendiente de la progresión y evolución del COVID-19, que ha paralizado el mundo, no sólo el futbolístico. Su presidente, Bernardo de la Cruz, recluido como el resto de plantilla y cuerpo técnico, no para de pensar en el futuro del club y en posibles soluciones cuando acabe esta crisis.

En declaraciones a los medios de comunicación, De la Cruz ha dado a conocer la postura del club con respecto al futuro de la competición en Segunda División B, una opinión personal pero que casi con seguridad-como indica- podría ser secundada por los equipos castellano manchegos de esta competición, y buena parte de los equipos que conforman en la actualidad la categoría.

Para el Presidente del Club, lo más lógico, sería suspender la liga y empezar de nuevo en las fechas de la próxima temporada, una vez hubiera terminado esta pandemia mundial. De la Cruz afirma que  ha indicado  que «esto es algo que nos perjudica a todos, a los que están arriba porque han hecho una gran inversión, pero también a los que luchan por no descender que también han realizado un importante esfuerzo en la medida de sus posibilidades para no bajar, en su mayor caso clubes humildes».

Pero si esto no fuera posible, Berni aporta otra idea, “la de suspender la competición y empezar con los puntos de esta temporada para que los de arriba o los que ahora están fuera del descenso, sintieran más justicia. Esto conllevaría “no tener que pillarnos los dedos en cuanto a plazos o estar atropellados con el calendario, hacer una pretemporada y una temporada normal, pero que cada equipo comenzara con los puntos con los que se han quedado hasta el momento del parón. Los de arriba tendrían la ventaja que se han ganado esta temporada, y los de abajo tendríamos que recuperar los puntos que nos llevan los equipos que están por delante, para salvar la categoría».

Para Bernardo de la Cruz no sería justo que la competición terminara como está en la actualidad o como acabó en la primera vuelta, puesto que hay equipos que se han reforzado en diciembre que podrían sacar de la primera posición o incluso del play off a los que están actualmente. Del mismo modo, como ha indicado, hay equipos que han hecho una muy buena primera vuelta y que en la segunda pueden bajar su rendimiento en los partidos que quedan, algo que como ha dicho De la Cruz, pasa todas las temporadas, también en la parte baja, con equipos que a estas alturas empiezan a ganar partidos y se salvan, y otros que se duermen y acaban descendiendo.

Otra opción sería, aunque debería ser la menos probable, reanudar la competición y que la temporada que viene tuviese un formato con una duración menor. Pero mientras se dilucida todo esto, para Bernardo de la Cruz en la actualidad lo más importante es que los jugadores y cuerpo técnico «estén sanos, que es como están».

A todo esto se une la tramitación del Expediente de Regulación Temporal de Empleo tramitado por el Club hace pocos días que afecta a la platilla y cuerpo técnico, ante la paralización de la liga por tiempo indefinido.

Una medida que también han adoptado los equipo de Castilla la Mancha que militan en el grupo IV de la Segunda División B (Formac Villarrubia y CF Talavera)