Noticias Política

El PP pide al alcalde que no se ría ni falte al respeto a los ciudadanos de Villarrobledo

Portavoz del Partido Popular de Villarrobledo, Bernardo Ortega, ha analizado hoy la entrevista de los “mil días de gobierno” que realizara el alcalde hace unos días, afirmando que “más que de los mil días, es la entrevista de los tres años de des-gobierno del alcalde socialista en Villarrobledo”.

Ortega ha comentado el descontento que han mostrado vecinos de la localidad respecto a lo que dice fue una “sarta de mentiras impropias de un Alcalde” algo que dice que no le extraña al tratarse dice “del peor Alcalde que ha habido en la historia de la democracia en Villarrobledo” pidiendo Ortega al Primer Edil que deje de hacer “oposición de la oposición”, y que se ponga a trabajar por todos y cada uno de los ciudadanos de Villarrobledo, y “no solo por su afines y allegados al Régimen socialista”.

Para Ortega en relación a estas “mentiras a las que alude” es que “el único culpable de que no haya presupuesto para 2018 es el propio alcalde socialista”, y no puede dice, culpar al PP y a IU de que no se haya aprobado; afirma el Portavoz que las Cuentas o se aprobaron porque el propio González no ha querido que se aprueben, y para Ortega ahora todas son excusas que dice que solo sirven para tapar “su incompetencia política”.

Insiste Ortega en que el único responsable de que no haya salido adelante el presupuesto es el alcalde, recordando el “cheque en blanco” que puso encima de la mesa el PP para que González, dice el Portavoz, no tuviese que ceder al chantaje de “la izquierda radical”, cheque en blanco que el Alcalde rechazó respondiendo que no tenía nada que negociar con el PP, acusándolos de “irresponsables”.

Señala Bernardo Ortega como el Alcalde ahora chaca el rechazo del Presupuesto por parte de los populares como una respuesta a las “instrucciones” recibidas tras la moción de censura del Partido Socialista en el Congreso, algo que el Portavoz firma que es “rotundamente falso”.

Dice que es lo mismo que ocurrió en su día con los fondos EDUSI. Recordando que en este caso también pusieron dice la “excusa de que a Villarrobledo no venía el dinero, pues el Gobierno Central era del PP y nuestra localidad del PSOE”; en este sentido aclara Ortega que ayuntamientos gobernados por el PSOE como el de Tomelloso, Ciudad Real, la Diputación de Albacete, hasta Madrid, gobernado por PODEMOS, han recibido esa subvención, y Villarrobledo ha sido la única localidad de C-LM que no la ha recibido.

Otra mentira que ha vertido Alberto González, según Ortega, fue la afirmación de que el PP exigió para aprobar el presupuesto que no se tirase el monumento del Parque Joaquín Acacio, lo cual dice que “es una mentira rotunda”, ya que explica que desde el minuto cero el PP de Villarrobledo, ha pedido que se cumpla y se respete la Ley de Memoria Histórica, y ello dice que quedó demostrado votando a favor de la propuesta del PSOE en el Pleno.

Se refiere Ortega a las palabras de González en las que señalaba que estaba gobernando en minoría a lo que dice el Portavoz que esto es un hecho evidente ya que cuenta con sólo 8 concejales de 21 “y con los peores resultados de la historia del PSOE Villarrobledo”;

No comparten la palabras del Alcalde cuando afirmaba que durante estos tres años había tenido que negociar mucho ya que desde el PP se preguntan “cuándo y con quién ha negociado”, pues incide Ortega en que González “ha dicho por activa y por pasiva que no quería negociar con el PP, faltando al respeto a su más de 5.000 votantes. Por tanto dice que no ha negociado con nadie ya que además afirma que “ha sido incapaz de convencer a su socio de investidura, IU, para que le votase a favor el Presupuesto 2018”.

Ortega ha hecho referencia a lo que dice fue otra “mentira” al decir González que el PP no quiere los servicios públicos; dice el Portavoz que eso lo dice un alcalde que “ha privatizado el servicio de la piscina o los servicios de limpieza en este Ayuntamiento”. Respecto a este tema, en el último Pleno, Alberto González acusó a Valentín Bueno, anterior alcalde del PP, de intentar privatizar servicios, como el Hospital, o la Escuela infantil del Polígono, servicios que Ortega firma que nunca fueron privatizados señalando que en relación al Hospital el Ayuntamiento no tenía competencias para poder hacerlo, mientras que el alcalde socialista dice Ortega que sí ha privatizado servicios.

Ha lamentado Bernardo Ortega el vocabulario y las maneras que ha utilizado el alcalde, “cuando quiere aparentar ser el bueno del pueblo”, diciendo que no le gusta insultar y que lo que le gusta es el diálogo, cuando vemos, dice el Potavoz, al concejal Juan Luis Íñiguez mostrando una foto de una navaja, faltando el respeto a los ciudadanos de Villarrobledo, o al propio alcalde decir que el PP ha apuñalado a los ciudadanos, eso dice Ortega que no se puede permitir de un alcalde, y afirma que igual lo dice porque “él sí está acostumbrado a apuñalar a sus propios compañeros de partido, principalmente a la persona que lo puso donde hoy está”.

Ortega ha hecho referencia a otro comentario de Alberto González, como fue la acusación que hizo diciendo que “el PP le ha dado trabajo a sus amigos” afirmando que el alcalde, “una vez más, miente a sabiendas”, ya que dice que el PSOE cuando ha gobernado ha colocado a familiares de concejales y también a numerosos afines y allegados socialistas, miembros de la agrupación local de Villarrobledo, intentando además aplicar dice, complementos a sus amigos mediante la RPT, por la gatera.

El Portavoz Popular ha comentado, también, la única verdad que dijo, como fue que el PP no le dio ninguna subvención a las asociaciones, dice Ortega que esto fue fruto de la situación económica que se encontraron al llegar al Gobierno, pero explica que el PP no engañó a nadie; solamente en el último año de legislatura, y gracias a la gran gestión que se realizó, se pudo sacar una batería de subvenciones, que quedaron para pagar por el equipo de gobierno entrante, “y no se utilizaron con carácter electoral”.

“Es lamentable” –ha dicho Ortega- que Alberto González se queje de lo complicada que está siendo esta legislatura ya que afirma que la complicada fue la situación que se encontró el PP en 2011, con 52 millones de euros de deuda, con 12 millones en facturas a proveedores, a lo que tuvo que hacer frente el PP, mientras que el PSOE, dice Ortega, había generado facturas de restaurantes y bares, o gastos de publicidad y marketing por valor de más de 120 millones de las antiguas pesetas.

Ortega ha afirmado que “esa sí fue una legislatura complicada, y no lo que ha se ha encontrado el alcalde socialista”, que en los dos años pasados ha organizado su capricho motero Rocinante, que no estaba presupuestado, gastando más de 85.000 € de dinero público que tiene que pagar todos los ciudadanos en tan solo dos ediciones.

Ha seguido diciéndole a González que deje de mentir a los ciudadanos de Villarrobledo, y ha comentado las palabras del alcalde en las que agradecía al concejal de SPV y al concejal no adscrito su voto favorable, palabras que dice que le alegran ya que hace un año a este mismo concejal no adscrito lo llamaba ilícito, inmoral y le animaba a dimitir por no ser honrado.

Para terminar, Bernardo Ortega ha dejado claro a Alberto González, en el reproche que éste le ha hecho por no votar a favor en los presupuestos, que “en la legislatura anterior, todos los concejales del PSOE, y en todos los presupuestos año tras año, votaron en contra, siempre; lo que demuestra dice la incoherencia e irresponsabilidad de este grupo de concejales del PSOE, por tanto, afirma Ortega que “lecciones desde el partido socialista, ninguna”.