Noticias Política

SPV presenta una enmienda dirigida a aumentar la seguridad vial en la Avenida de Barrax.

Se Puede Villarrobledo ha presentado hoy una nueva enmienda de las 19 que ha propuesto a los presupuestos de 2018.
En este caso se centran en la seguridad vial en torno a la Avenida Presidente Adolfo Suárez, antigua Avenida de Barrax.
Una zona de gran afluencia de tráfico que como señala Mª Luisa Hinarejos, adolece de falta de seguridad en varios puntos con la consiguiente preocupación en los vecinos del Barrio de San Antón.

Señala Hinarejos que por sus características propias esta avenida es peligrosa en determinadas zonas ya que aunque comienza siendo muy amplia a cierta altura se produce un gran estrechamiento de la misma en dirección a la salida de la ciudad.
Peligros que comienzan con los accesos de las calles Valencia, Pérez Galdós y Jardín con cruces de escasa visibilidad con lo que los vehículos se ven obligados a invadir la calzada para poder incorporarse a la vía principal.

Además señala que la velocidad máxima permitida en esta zona es elevada por lo que es “inviable” poder cruzar la calzada aunque sea por los pasos de peatones. Problema que se agrava al ser una vía que da entrada y salida tanto al colegio Virgen de la Caridad como a los institutos así como al Centro de Salud o a Asprona.

Mª Luisa Hinarejos apunta que han sido varios los accidentes ocurridos en este tramo estrecho de la avenida de Barrax debido a la peligrosidad existente.
Por todo ello proponen reducir la velocidad máxima en este tramo de la vía a 30km por hora con la señalización oportuna.
Proponen también la colocación de espejos panorámicos en los accesos de las calles Valencia, Pérez Galdós y Jardín y el arreglo de la valla existente en una de las aceras y que está “absolutamente deteriorada”.
Así mismo piden la elevación de los pasos de peatones existentes y la creación de un nuevo paso de peatones en la confluencia de la avenida de Barrax con la calle Calderón.

Señala Hinarejos que todas estas medidas han sido reclamadas por los vecinos durante mucho tiempo “para las que las puertas del ayuntamiento siempre han estado cerradas” por lo que piden al Gobierno Municipal que tenga en cuenta esta enmienda que permite dar tranquilidad a los ciudadanos que viven o transitan por esta zona de la ciudad.

El Concejal Mario de la Ossa invita a todos a acompañarles en la asamblea que celebrarán el próximo sábado, a las 6 de la tarde en La Moradica para analizar y explicar el estado de las enmiendas presentadas al presupuesto y el estado de las negociaciones al respecto.

Concluye de la Ossa afirmando que en Se Puede Villarrobledo son “optimistas”, que las negociaciones “están siendo fructíferas” y que el “PSOE parece haber entendido que Villarrobledo ha de negociarse, ha de dialogarse y ha de entenderse” por lo que esperan que el resto de grupos políticos “estén en las sintonía del diálogo y del entendimiento” para que entre todos sean capaces de aprobar unas cuentas que dice el concejal, “nos alejen de aquello a lo que jamás queremos volver, que en definitiva es el pasado del Partido Popular en la localidad de Villarrobledo”.

De la Ossa afirma que son optimistas ante el “cambio de tono del Gobierno”, pero que no obstante la última palabra en cuanto al sentido del voto de Se Puede Villarrobledo en Pleno de presupuestos, emanará de su asamblea.