Noticias Política

El concejal de hacienda afirma que fue Valentín Bueno quien solicitó en 2013 “la mayor regularización catastral de la historia de Villarrobledo” que afecta a más de 2.000 inmuebles de la localidad

El concejal de economía, Juan Luís Íñiguez ha querido esta mañana ofrecer nuevas explicaciones sobre los recibos de la regularización catastral que estos días están llegando a más de 2.000 hogares en la localidad ante las últimas declaraciones realizadas por la concejala popular, Amalia Gutiérrez.

Un proceso de regularización catastral que insiste, el concejal, se inició a petición del anterior alcalde, Valentín Bueno, firmando el documento por el que se solicitaba la inclusión de Villarrobledo como municipio prioritario y preferente para la realización de esta regularización que Íñiguez define como la “mayor de la historia”.

Dice el concejal económico que ahora “no puede venir Amalia Gutiérrez lavándose las manos” en este asunto cuando ella fue, según Juan Luís Íñiguez, la autora junto a Valentín Bueno de la solicitud mencionada, porque, añade, de no haberla realizado, hoy no se estaría hablando de que hay 2000 familias afectadas por la regularización catastral de sus inmuebles, con los consiguientes atrasos hasta el año 2012.

El concejal del gobierno muestra el documento, firmado por Valentín Bueno, por el que se solicitaba por escrito este proceso en diciembre de 2013, proceso que dice se ha prolongado “inexplicablemente” durante 3 años. Una solicitud que tuvo como consecuencia, que Villarrobledo fuera incluido en la bolsa presupuestaria para la contratación de una empresa con personal especializado, con inspectores habilitados que a lo largo de estos 3 años han revisado y tramitado los expedientes de regularización cuyas liquidaciones están llegando en estos momentos.
Por lo que dice que es una “mentira” de la concejala Amalia Gutiérrez cuando “deja en el aire” que el actual alcalde haya encargado esta regularización catastral.

Explica, Juan Luís Íñiguez que es otra “mentira” el que este proceso afecte a todos los municipios de España por normativa legal como dijo la concejala popular en rueda de prensa. Dice el concejal que lo que afecta a todos los municipios es la actualización de valores catastrales pero no este proceso “salvaje” de regularización de aquellos inmuebles en situación irregular que se ha realizado, insiste, a petición de Valentín Bueno durante su gobierno.

Advierte el concejal que regularizaciones se llevan haciendo muchas en Villarrobledo, ya que todos los años el propio ministerio contrata personal para que realice inspecciones con el fin de “aflorar” aquellos inmuebles en situación irregular, pero explica que con la solicitud realizada por Valentín Bueno, se encargó “la mayor regularización de la historia”, con medios técnicos y presupuestarios “que nunca antes se habían conocido” y que ha dado como resultado, “no una regularización normal sino una regularización extrema”.

Ante el desconcierto de los vecinos en relación a este tema, dice el concejal, que el alcalde, se vio obligado a emitir un BANDO informativo para explicar en qué consiste esta regularización.

Dice el concejal del gobierno que no es verdad que como dijo Amalia Gutiérrez, este proceso habría sido llevado a cabo igualmente por el ministerio se hubiese pedido por escrito o no ya que señala que existía un plazo para la inclusión del municipio como preferente en esta regularización, plazo que terminaba el 31 de diciembre de 2013, realizándose la solicitud un día antes de esta fecha.

Amalia Gutiérrez afirmaba en sus declaraciones que el anterior gobierno se vio obligado a tomar medidas de liquidez ante la situación económica desfavorable y severa que atravesaba el Ayuntamiento, teniendo que realizar esta solicitud por escrito como mandaba la normativa legal. A esto, Juan Luís Íñiguez responde que la ley contemplaba diferentes medidas a tomar y que una de ellas era la regularización catastral incluyendo a la localidad con carácter prioritario, medida que el anterior ejecutivo dice que adoptó de forma voluntaria.

Admite que el resultado de esta regularización aportará recursos económicos al Ayuntamiento, recursos que Amalia Gutiérrez instaba a repercutir en la bajada del próximo recibo del IBI, Íñiguez al respecto, recuerda que el Gobierno local ya redujo los tipos en el pasado ejercicio, lo que supuso una bajada de este impuesto en un 18 por ciento al 95 por ciento de los hogares de la localidad, algo que pretenden realizar también este año, para mitigar la subida anual que el ministerio impone. En este sentido informa que lo recaudado con la regularización actual tendrá como destino el pago de los salarios de tramitación de los trabajadores municipales readmitidos tras sus juicios por despido.

Juan Luís Íñiguez hace un llamamiento a los vecinos que se sientan afectados por este proceso a que acudan a la oficina del catastro del Ayuntamiento, donde los técnicos les informarán sobre sus expedientes y en caso de que exista algún tipo de error en los mismos, les asesorarán sobre la forma de recurrirlos.

Deja un comentario